viernes, 4 de noviembre de 2016

Elaborar infografías como método de aprendizaje y evaluación

Hice la prueba de incorporar la generación de infografías por parte de mis alumnos en al Universidad de Morón. Hay dos alumnos a los cuales les asigné elaborar una infografía referente a un tema de la disciplina Costos, recomendándoles la bibliografía.

Para poder hacer una infografía hay que aplicar o desarrollar tres talentos diferentes:

  • Conocer el tema sobre el que se desea trabajar.
  • Tener la capacidad de esquematizar el conocimiento.
  • Utilizar alguna tecnología que permita elaborar la infografía.

De los dos casos, uno tuvo dificultades técnicas vinculada especialmente con el segundo punto. La consigna fue mostrar cómo se calcula un costo unitario por una técnica tradicional. No pudo lograr conceptualizar el tema y sólo pudo reproducir un ejemplo de cálculo de costo unitario elaborado con una planilla de cálculo.

Sin embargo, el otro logró un resultado excelente, tanto desde el punto de vista del diseño como del contenido. Fue una grata sorpresa. Como premio, publiqué su infografía en Pinterest y en mi sitio web sobre temas de gestión empresarial.

Continuaré probando estas herramientas que sirven de aprendizaje al alumno y de evaluación por parte del docente. Y los invito a que ustedes también la prueben.

En caso de no tener muy claro de qué se trata una infografía, les sugiero navegar por Pinterest. Y, de paso, pueden sumarse a los seguidores de mi tablero sobre Educación Superior.

Les dejo la infografía publicada:

miércoles, 3 de agosto de 2016

Momentos y tipos de evaluación

Les dejo un "pin" que resume gráficamente los momentos y tipos de evaluación. Si sólo evaluamos a través de los exámenes, la información que disponemos del proceso de aprendizaje de los alumnos es muy pobre y, peor aún, demasiado tardía como para tomar medidas correctivas, dado que los temas ya fueron dados

lunes, 7 de marzo de 2016

¿Normas de cátedra o Contrato pedagógico?

Hace tiempo que no se puede dirigir la clase como un dictador. Imagino que muchos de nosotros nos hemos dado cuenta que no es tan fácil lograr que los alumnos respeten las normas de cátedra. Si les damos algo de lugar, permanentemente las cuestionan y negocian correr los límites. Si no les damos ese lugar, las clases resultan apáticas y ellos sólo tienen interés en que el cuatrimestre termine lo antes posible para sacarse la materia de encima. Definitivamente, imponer normas no motiva a nadie, ni a los alumnos ni a nosotros, los profesores. Así que incluso nosotros mismos podemos vernos perdiendo la pasión y esperando que termine la tortura junto a nuestros alumnos.

¿Cómo hacemos para revertir la situación? Imponiendo sólo las normas indispensables y mínimas, y empoderando a nuestros alumnos, acordando junto a ellos cuáles serán las normas. Muchas veces ellos saben qué es lo que quieren de una cursada, o al menos, lo que no quieren, en función de sus experiencias previas. Y está muy bien que nos enteremos, antes de planificar nuestras clases. Y también está muy bien que revisemos las normas a mitad del cuatrimestre, cuando los alumnos ya tienen experiencia con nuestras clases y todavía estamos a tiempo de corregir algo.

Para mas detalle, les recomiendo este artículo, que incluye un contrato pedagógico modelo, que aunque está hecho para enseñanza media, podemos adaptarlo a nuestro gusto, como se invita en el mismo artículo: VER.

miércoles, 17 de febrero de 2016

Así será la universidad del futuro

El título de esta entrada corresponde exactamente a un interesante articulo publicado en:
https://www.examtime.com/es/blog/universidad-del-futuro/

A continuación expongo un mapa conceptual de mi autoría elaborado con CmapTools. Hagan clic en ella para ampliar:


viernes, 5 de febrero de 2016

Primera biblioteca universitaria sin libros físicos

¿Alguien si imaginó concurrir físicamente a una biblioteca y encontrarse con que no hay una sola estantería ni un solo libro físico? Ya existe en Florida, EEUU. Y funciona con el modelo de negocios PDA. Para mayor detalle adjunto el enlace a la nota:


http://universoabierto.com/2016/01/29/primera-biblioteca-universitaria-sin-libros-fisicos/

lunes, 25 de enero de 2016

El mito de los estilos de aprendizaje

Parece ser que no hay estilos de aprendizaje. Es puro mito. Al menos, no se ha encontrado ninguna evidencia de que los haya. Según este artículo, "si un alumno “visual” recibe un contenido de forma visual o verbal da lo mismo". Y no es una opinión, sino el resultado de varios estudios realizados con rigor científico.
Es un artículo muy importante al momento de planificar nuestras clases, evitando perder tiempo y hacer esfuerzos en asuntos que no tienen ningún valor educativo.